El Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB) de Cuba informó este martes que se encuentra en fase de prueba una vacuna que fortalece la inmunidad innata de las personas, y que beneficiaría a las personas contagiadas con el covid-19.

La vacuna cubana, desarrollada por el CIGB en colaboración con otras instituciones científicas de la isla, contribuye a reducir riesgos de entrada de agentes infecciosos al organismo humano.

“Nombrado Inmunopotenciador CIGB 2020, el fármaco es de aplicación nasal y sublingual, y ha probado ser efectivo en personas confirmadas con la enfermedad, limitando el progreso de la afección hasta estadios de mayor gravedad”, agregó la corresponsal del portal internacional teleSUR en La Habana, Nayara Tardo.

El presidente de BioCubaFarma, Eduardo Martínez Díaz, explicó que es un proyecto que persigue impactar sobre el espectro de la curva de los casos de contagio de coronavirus 2019, cuyo pico máximo está previsto para la primera quincena de mayo.

El director general del Instituto Finlay de Vacunas, Vicente Vérez Bencomo, comentó que la vacuna es capaz de estimular la inmunidad de la persona a nivel local, donde se encuentra la “puerta de entrada” del virus al organismo, según un reporte del diario Granma.

La vacuna, aprobada en su fase de ensayo clínico, ha demostrado cómo se estimulan las moléculas de la superficie celular que marcan la activación del sistema inmune innato relacionado con los virus, anotó el director de Investigaciones Biomédicas del CIGB, Gerardo Guillén Nieto.

“Estamos a dos niveles: demostrando la activación del sistema inmune innato, y cómo este activa la inmunidad específica contra el virus”, abundó Guillén Nieto.