¿Llevas tiempo con tu pareja? ¿Sientes que no le deseas como cuando empezasteis a estar juntos? Si llevas años con tu media naranja y últimamente notas que en el sexo te estás distanciando, probablemente te hayas planteado incluso acabar con la relación. Tranquila, seguramente no tenga nada que ver con que quieras a tu pareja o no… ¿Sabes que es la líbido de la mujer? ¿Sabes que la falta de ella puede ser exactamente lo que te está pasando?

Remedios caseros para aumentar el apetito sexual

Cómo aumentar la libido femenina con remedios caseros
¿No sabes cómo aumentar la libido femenina? en este artículo damos algunos remedios alimenticios, suplementos y técnicas terapéuticas para subirla de manera natural.


¿Llevas tiempo con tu pareja? ¿Sientes que no le deseas como cuando empezasteis a estar juntos? Si llevas años con tu media naranja y últimamente notas que en el sexo te estás distanciando, probablemente te hayas planteado incluso acabar con la relación. Tranquila, seguramente no tenga nada que ver con que quieras a tu pareja o no… ¿Sabes que es la líbido de la mujer? ¿Sabes que la falta de ella puede ser exactamente lo que te está pasando?
¿Qué es la libido de mujer?

Actualmente empleamos popularmente este término para referirnos a la falta de deseo o apetito sexual por parte de una mujer. Que disminuya, es más común de lo que nos imaginamos y en muchas ocasiones puede derivar en cuadros de estrés, ansiedad o baja autoestima, por eso es interesante arreglarlo cuanto antes.

Los factores que influyen en un bajo nivel de la libido femenina son muy variados, el principal es la falta de estrógenos (las hormonas femeninas), pero también pueden disminuir las ganas de mantener relaciones sexuales debido a la edad, la imaginación, la educación o el estilo de vida.

Para aumentar la libido y volver a sentir las mismas ganas de practicar sexo que teníamos hace tiempo podéis probar con las siguientes técnicas.

Cuida tu alimentación para aumentar la libido

Se trata de consumir alimentos que nos ayuden a aumentar la libido, pero de manera periódica, no sirve comerse una cucharada de canela (que sabemos que es afrodisíaca), esperar a que funcione como por arte de magia y comerte a tu pareja a besos en cuanto entre por la puerta.

Esto puede funcionarte, pero yo me refiero a incluir en tu dieta estos alimentos

Fresas y frambuesas: lo que nos interesa de estas frutas son sus semillas, son ricas en zinc, un mineral que ayuda a aumentar el deseo. Ya os dijimos cómo conservar las fresas con algunos remedios caseros.
Frutos secos: a parte de ser un auténtico vicio, contienen también zinc y magnesio que mejora tu vida sexual.

Aguacate: no solo es la fruta de moda por excelencia, entre sus componentes se encuentra un micronutriente llamado vitamina E, que se conoce popularmente como "la vitamina del sexo", ¡No digo más!

Sandía: aparte de ser un alimento afrodisíaco, al consumirla se relajan los vasos sanguíneos y produce un aumento de óxido nítrico.

Azafrán: está demostrado, incrementa el apetito sexual gracias a una sustancia llamada crocina.
Ostras: no te digo nada nuevo, quizás ya sabías que era un súper alimento sexual. Acostúmbrate a cocinar con estos elementos o tenlos presentes para tus picoteos entre horas, verás como cambia poco a poco la situación con tu pareja.

Haz ejercicio físico para aumentar la libido

Practicar deporte en general mejora nuestra salud y con las rutinas adecuadas también nos va a ayudar en la búsqueda del deseo sexual. Tenemos que centrarnos sobre todo en ejercicios para fortalecer el suelo pélvico o ejercicios Kegel que te ayuden a fortalecer el abdomen y los músculos de la pelvis. 

Algunos de estos ejercicios se pueden realizar en casa fácilmente:

Elevar la pelvis: Túmbate sobre una esterilla y coloca debajo del sacro una pelota blanda o un cojín, flexiona las rodillas y con los brazos pegados a tu cuerpo ve elevando la pelvis. Si haces una serie de 10 todos los días, fortalecerás tus músculos y tus experiencias sexuales serán mucho más placenteras.
Contracciones controladas: 

Esta vez nos colocaremos a cuatro patas apoyando la frente en nuestras manos. Antes de nada, debes relajarte y separar un poco las rodillas, después comienza a apretar el abdomen como si encogieras tripa. Haremos también series de 10 pero aguantando unos 8 segundos cada vez.

Conecta con el abdomen: Túmbate sobre la esterilla boca abajo con una pierna flexionada como si fueras una bailarina. Relájate y coloca la cabeza sobre tus brazos, después tenemos que hacer lo mismo que con las contracciones, pero apretando los glúteos.

Existen muchas más rutinas de ejercicios que puedes practicar por tu cuenta o si lo prefieres pregúntale a tu entrenador personal, él te orientará sobre otros ejercicios que puedes poner en práctica.
Cambia la rutina para aumentar la libido

Cuando la rutina entra en el dormitorio, suele ser cuando las mujeres notamos más la falta de apetito sexual. Y es que hacer siempre lo mismo cansa ¿no crees? Puedes probar algunos de estos consejos para combatir la monotonía y conseguir subir también la libido:

Usa juguetes sexuales: bolas chinas, vibradores, anillos, incluso utilizar esposas o crear un roll suele funcionar. No es que los tengáis que usar cada vez que os metéis en la cama, pero de vez en cuando os vendrá bien para volver a desearos mutuamente.

Ayúdate del Kama Sutra: 

Con tantas posturas diferentes a las que podemos recurrir ¿Por qué no cambiar? Podéis probar una nueva en cada ocasión, puede que hasta descubráis sensaciones nuevas.
Comienza con preliminares: Lo de ir al grano, aquí no debería funcionar, convence a tu pareja para que juguéis un poco antes de entrar en pareja.

Tómate tu tiempo: Intenta alargar el coito todo lo posible, besaros abrazaros, que os guste la situación y que no sea algo frío y rápido.

Ahora que ya sabes cómo aumentar la libido, habla en primer lugar con tu pareja, la comunicación también es uno de los factores importantes para lograr todos tus objetivos