Para estimular a los operadores de las materias primas, los precios petroleros volvieron a subir este viernes, como una medida para conseguir el equilibrio de carburante.
El barril de petróleo tipo Brent del Mar del Norte en octubre cotizó a 58,93 dólares al inicio del mercado electrónico Intercontinental Petroleum Exchange (ICE), reseñó Prensa Latina. 
Este crudo ganó 70 centavos de dólar (1,20 por ciento) respecto al cierre previo, de 58,23 por barril.
En tanto, el crudo estadounidense West Texas Intermediate (WTI), para entregas en septiembre, subió 69 centavos de dólar (1,27 por ciento) y cotizó a 55,16 dólares por barril.
Por su parte, la canasta de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) anotó su tonel el jueves a 58,87 dólares, lo que representó una caída de 1,12 dólares (1,90 por ciento) respecto al cierre previo.
Dicho aumento ocurrió después que un dato de ventas minoristas en Estados Unidos ayudó a aliviar las preocupaciones sobre una recesión en la mayor economía del mundo.
Asimismo, los mercados bursátiles también subieron en medio de renovadas expectativas de estímulos por parte de los bancos centrales, lo que aplacaba los temores sobre una ralentización en el crecimiento de la economía.