El pollo es una de las proteínas de origen animal más saludables, accesibles, prácticas y versátiles para cocinar, puesto que con la carne de pollo podemos preparar una infinidad de platillos y todos ellos con un gran sabor.

Por otra parte, la avena es uno de los cereales más completos, ya que además de darnos energía nos brinda una gran cantidad de fibra, hecho que lo convierte en un alimento muy saludable.

Una rica milanesa de pollo empanizada con avena, fácil y rápida de hacer, perfecta, también, para los más pequeños de casa e, incluso, para las mujeres embarazadas.

Ingredientes:

– 4 piezas de Filetes de pechuga de pollo
– 2 tazas de avena
– 1 pieza de Huevo
– ½ pieza de cebolla
– 1 diente de Ajo
– 1 pizca de Comino
– ¼ taza de Leche (60 mililitros)
– ½ taza de Aceite
– 1 pizca de Sal
– 1 pizca de Pimienta

Pasos a seguir para hacer esta receta:

1. Cortar la pechuga en filetes

2. Colocar en la licuadora la cebolla, el ajo, el comino, la leche, una pizca de sal y una pizca de pimienta. Entonces, procedemos a licuar hasta que se observe una mezcla homogénea, como una especie de salsa blanca.

3. Ahora, colocamos las pechugas de pollo en algún recipiente un tanto hondo, o un plato, y las bañamos con esta salsa blanca que acabamos de realizar. Dejamos marinar las pechugas por 10 minutos aproximadamente para que al momento de hacer el pollo rebozado con avena quede perfecto.

4. Por otro lado, para preparar el rebozado, tomamos la avena y la llevamos a la licuadora. hasta pulverizarlas.

5. Pasado el tiempo de marinado del pollo, tomamos una a una las pechugas de pollo y las pasamos por el huevo batido para empezar a preparar el pollo empanizado con avena.

6. Seguido del huevo, pasamos el pollo por la avena molida de tal forma que quede completamente cubierto. De esta forma, obtendremos unas pechugas de pollo empanizadas con avena muy crujientes y deliciosas.

7. Ahora colocamos el filet de pollo empanizado con avena en una sartén con aceite caliente, dejamos que se fría y cambiamos de lado de tanto en tanto para procurar que el pollo se cueza uniformemente. Una vez listo, retiramos del fuego el pollo frito empanizado con avena y lo colocamos sobre papel absorbente para retirar el exceso de grasa.

8. ¡Listo! Ya podemos servir calientes esta deliciosa milanesa de pollo empanizada con avena. Tenemos la opción de acompañar este plato de pollo rebozado con un poco de arroz blanco con verduras o frijoles refritos, queda riquísimo.