Juan José Rendón, mejor conocido como J.J. Rendón, afirmó que continúa vigente el plan suscrito entre el gobierno de Estados Unidos (EE.UU) y la derecha venezolana, para derrocar al presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro. 

En una entrevista, J.J. Rendón — prófugo de la justicia venezolana y creador de campaña de guerra — indicó que "todo lo que se discutió sigue vigente", así como recalcó que no está involucrado en la operación terrorista del pasado mes de mayo, a pesar de que su firma está en el contrato presentado por los mercenarios detenidos. 

"Al margen de que saldrá todo el mundo de la operación Gedeón, que no tuvimos nada que ver. Lo que se trabajó en ese comité todavía está vigente. Los escenarios y acciones que se plantearon entre junio y mayo, siguen vigente", expresó J.J. Rendón. 

En este sentido, señaló que todo lo que se planteó en esa reunión — en la que participó el autoproclamado "presidente encargado", Juan Guaidó— ; no se ha terminado de ejecutar. 

"Nada de lo que grande que hizo ese comité todavía no se ha ejecutado. Ha habido acciones previas, arreglos, contactos, lobby, coordinaciones que si yo la revelo en esta entrevista, estaría revelando estrategias y yo no soy (John) Bolton", recalcó Rendón. 

Tras la entrevista, el representante de Venezuela ante las Naciones Unidas (ONU), Samuel Moncada; advirtió que Guaidó ofreció 212 millones de dólares a sicarios de Estados Unidos, con el fin de provocar una invasión militar en el país, derrocar al Gobierno Nacional y crear un escenario de desestabilización. 

"Guaidó ofreció 212 millones de dólares a sicarios de EEUU para matar a miles de venezolanos y provocar una invasión militar. Los asesinos que firmaron el contrato monstruoso están protegidos por Trump y afirman que los planes siguen vigentes ¿Quiénes son los terroristas?", escribió Moncada en la red social Twitter. 

El pasado viernes, los dos estadounidenses contratados por la empresa mercenaria Silvercorp, Luke Denman y Airan Berry, fueron condenados a 20 años de prisión por su participación en la fallida incursión terrorista del pasado 3 de mayo.

Cabe destacar que ambos admitieron su participación en los hechos, que tenían como objetivo derrocar al jefe de Estado venezolano, así como asesinar a líderes revolucionarios. 

Airan Berry, uno de los sentenciados; confirmó que la operación terrorista contra la nación fue coordinada con EEUU y Colombia, en un testimonio presentado por el ministro para Comunicación e Información, Jorge Rodríguez, en declaraciones en el Palacio de Miraflores, Caracas.

Barry describió la operación y explicó que su misión era entrenar a los terroristas en tomas de espacios, edificios, calles y aeropuertos para esperar aeronaves desde el extranjero y extraer al Mandatario Nacional hacia EEUU.

Berry y Luke Denman fueron contratados por Jordan Goudreau de la estadounidense Silvercorp, resaltó Berry en su confesión, a su vez el autoproclamado Guiadó fue quien contrató los servicios de Goudreau, de acuerdo a las confesiones del presidente de la empresa mercenaria.