Opinión:
Por: Julio Ramos 20/07/2020

Recientemente hemos visto la histeria colectiva se apodera de los pobladores de Valle de la Pascua, y podemos decir que en todo el estado guariqueño, aun así, vemos con preocupación que los habitantes de este municipio andan por las calles haciendo caso omiso a las recomendaciones que dan las autoridades sanitarias en cuanto a las medidas para prevenir el Covid-19.

No deja de sorprender la tesis impuestas por algunos ignorantes manifestando que el Estado crea matrices para ocultar  el problema de la gasolina,  que por cierto se genera en gran medida gracias a las políticas de bloqueo del imperio norteamericano, y de haber regalado por muchos años con subsidios el combustible que mueve al mundo. Los programas de radio y televisión tienen cobertura ininterrumpida sobre las últimas cifras de muerte y, dependiendo de a quién sigas, las plataformas de redes sociales están llenas de estadísticas aterradoras, consejos prácticos o humor negro.



Sin duda alguna, opiniones información hay por montón, en las esquinas, calles se escuchan las discusiones que escurren las matices políticas y politiqueras que dan, su mejor discurso basados en supuestos, mientras esto ocurre los aliados de Venezuela que hoy enfrentan dichos bloqueos, se enfrentan a la potencia mundial que hoy hace todo los posible por derrocar al gobierno legítimo de Nicolás Maduro.

El Estado viene haciendo grandes esfuerzos por contener este virus, que poco a poco viene aumentando en todos los estados de Venezuela, al tal grado que ya las autoridades planifican habilitar centros que antes estaban dispuestos para el entretenimiento y espectáculos como los es el Poliedro de Caracas.

De allí podemos entonces sacar las premoniciones de que es lo que viene, si el venezolano no asume con más conciencia la prevención contra el coronavirus. Muchos creían que el virus que hace estragos a nivel mundial, no llegaría  a nuestro estado, la tesis de algunos  que le  quitaban importancia a esta pandemia se echó a tierra y al parecer no les quedó de otra que apresuradamente buscar el tapaboca y colocárselo.

Ante la negación inicial de los hechos, por parte de algunos incrédulos podemos decir. Ya el virus está aquí en Guárico, según fuentes oficiales ha cobrado una vida, la primera un agente del Cicpc, de Zaraza y la otra presuntamente un comerciante, fallecido detectado en Guárico pero que se infectó en Anzoategui, esto debe llamarnos a la prudencia ya que vemos que a diario salen las personas sin ningún tipo de medidas preventivas, el tapaboca los cargan de collar, otros guindados en una oreja, y los más desinteresados los cargan de cintillo.  Sin duda una manera de darle la bienvenida a un virus mortal en muchos que padecen de patologías entre ellas las respiratorias. 

Recientemente hemos visto como la histeria se apodera de las redes sociales, las notas de vos van y vienen, los estados de whasapp, son los principales informadores de lo que pasa y no pasa en el municipio, y mientras esto sucede hemos visto como casos que muchos informantes locales colocan como positivos, resultan ser negativos y la persona es sometida al linchamiento mediático de las redes sociales. Se rompen los vidrios sin poder recogerlos.

Lo cierto del caso es que el covid-19, pudiera estar rondando los lugares que frecuentamos, un enemigo silencioso que está allí, y que el único enemigos que lo vence es la prevención, lavarse las manos ponerse un tapaboca, distanciamiento social a la hora de estar en los establecimientos medidas sencillas pero que no se cumplen, estas acciones irresponsable pudiera ser la diferencia entre mantener a raya una pandemia y no dejarla escurrir por todos partes multiplicándose por todo el municipio.

En Guárico la Comisión Presidencial confirmó 3 casos en la cuidad de Calabozo, esto sin duda debe encender las alarmas de quienes piensan que el gobierno inventa una crisis porque no hay gasolina, mientras la ignorancia, el desconocimiento y la manipulación por política de algunos se impone ante la realidad.

El gobierno responsablemente da los partes a diario, con detalle sin ocultar nada, contagiados, recuperados, descripción por estado, la forma en que se contagian y también el lamentable saldo de los fallecidos, yo me pregunto que más queremos saber, es que acaso tenemos que ver a nuestros compatriotas muertos y  ser enterrados en fosas  comunes como ocurre en otras latitudes para creer los que está pasando, es que acaso debe morir un familiar un amigo para creer que la situación es grave y que debemos estar  conscientes de nuestras responsabilidad a la hora de  tomar las medidas preventivas y evitar contagiarnos.

Son reflexiones que dejo a todos más allá de los pensamientos ideológicos y políticos, el coronavirus no conoce de estos pensamientos todos estamos expuestos ante el contagio, las reflexiones se orientan a fortalecer la prevención como la única manera de frenar el avance de esta virus que ya  cobró la vida de más de 112 venezolanos, que hoy ya no están con sus familiares, en el último parte del Estado ya habían contabilizados 11 mil 891, contagiados, está en manos nuestra impedir que esta cifra de  contagiados y muertos aumente.